Sobrecargado Por la Mundanalidad (1 Juan 2:15-17)


Sobrecargado por la Mundanalidad

PRUEBAS serie 1 Juan 2: 15-17

Me encantan los efectos especiales últimamente, pueden mostrarte cómo es flotar sin peso en el espacio exterior, algo que siempre he querido hacer … ¿TÚ TAMBIÉN?

A la hora de la cena, sacas un camarón de tu paquete de comida, dejas que flote alrededor, luego te lo tragas como un pez. Todo lo que haces es sin peso, sin gravedad, no hay tirón hacia el mundo. Los científicos nos dicen que si puedes levantar 200 libras en la Tierra, puedes levantar 1200 libras en la luna, pero si vivieras en un planeta del tamaño del sol, sacar tu reloj de tu bolsillo es como levantar 6 libras del lodo, nunca podrías levantar tu brazo, y si te acostaras, nunca serías capaz de levantarte de nuevo. Lo que es verdad en el reino físico también es verdad en el reino espiritual, el peso de nuestros esfuerzos por vivir para Dios depende de nuestra atracción al mundo, si el mundo es  de grande  importancia para nosotros, entonces será imposible moverse por Dios, si tenemos una mentalidad celestial y el mundo es pequeño para nosotros, entonces vivir para Cristo se vuelve más fácil. Si nos vemos como pertenecientes aquí, será difícil para cumplir los propósitos de Dios, si nos vemos a nosotros mismos como extranjeros, tendremos todos sus recursos a nuestra disposición.

¿Dónde está usted hoy? ¿Sobrecargado o sin peso?

Si has perdido tu alegría, te sientes lejos de Dios, estás ocupado pero sin propósito, aburrido de cosas espirituales, entonces tal vez te sientas demasiado atraído por este mundo, muy posiblemente te has vuelto mundano.

Hoy, Dios te va a probar para ver …

Qué mundano eres tú y cómo puedes vivir en este mundo pero no ser de este mundo!

Te atrape! Ya te has dicho “No maldigo, engaño, robo, ni tengo un Rolls-Royce.

de hecho, asisto, doy, sirvo y amo la predicación de la Palabra de Dios, ¡NO SOY MUNDANO! “

Pero, familia, eso no es lo que determina la mundanalidad. Esta mañana, borra lo que crees que es mundano y permite que la Palabra de Dios reescriba su definición en sus propias palabras encontrados en 1 Juan 2: 15-17.

Diríjase a 1 Juan 2:15 Y tome su bosquejo a medida que continuamos en nuestra serie sobre PRUEBAS: probaos para ver si estás en la fe … examinando el significado de mundanidad, luego exponer el mensaje que se encuentra en estos versículos.

Pónganse de pie y lee estos versículos familiares conmigo:

1 Juan 2: l5-l7 dice: “No améis al mundo ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él. Porque todo lo que hay en el mundo, la pasión de la carne, la pasión de los ojos y la arrogancia de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y también sus pasiones, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.”

Punto # 1, qué es…

# 1 El Significado de la Mundanalidad

El propósito del libro de 1 Juan es dar a los cristianos la verdadera seguridad bíblica de la salvación, las principales pruebas del libro son DOLES, D.O.L.E.S. Doctrina correcta, Obediencia, Amor(Love), Perseverancia(Endurance), Manifestación del Espíritu(Spirit Manifestation). Un creyente genuino pasará estas pruebas, Juan repite estas pruebas a través de esta carta, pero esta mañana, Juan repetirá la prueba de amor nuevamente desde una perspectiva diferente, SI AMAMOS A DIOS, NO AMAREMOS EL MUNDO.

Estos versículos contienen un mandamiento principal y tres incentivos.

El mandamiento es: No ames al mundo, el primer incentivo es que si amas el mundo no amas a Dios, el segundo incentivo es que si amas el mundo, perecerás con el mundo. Y el tercer incentivo es si amas a Dios en lugar del mundo, vivirás con Dios para siempre.

Mira el versículo 15 mientras Juan te pide que evalúes tu vida espiritual por esta prueba de amor … El apóstol dice:

15 “No améis al mundo ni las cosas que están en el mundo. Si alguno ama al mundo, el amor del Padre no está en él.”

Aquí está el mandamiento … no améis al mundo.

Hay un amor que Dios odia. El mundo nunca debe recibir la clase de atención que Dios merece.

Mira, un cristiano que ama el mundo es:

1. Realmente interesado en las cosas de este mundo, o

2. No le interesan las cosas de Dios.

Sabes que la adoración, el estudio de la Biblia, la oración, el servicio y el alcance son aburridos para él, cuando enseñas a los niños, es fácil determinar quién está aburrido con las cosas espirituales, son lo suficientemente educados para mostrarte con bostezos, hablando, y jugando pero cuando enseñas a adultos, no puedes ver si están aburridos con las cosas espirituales porque lo esconden mejor.

No amar al mundo significa que …

Dios obtiene más tiempo, energía, enfoque, emoción, alegría, felicidad, conversación, que el mundo, ya que el objeto principal de amor para el cristiano es Dios mismo.

Pero no malinterpretes, cuando Juan dice NO amar al mundo, Él no está hablando de la gente. Dios no te está diciendo que no ames a los que no son salvos …

Te está ordenando que no ames al sistema malvado caído que deja fuera a Dios y se encuentra bajo la influencia de Satanás. El mundo del que habla Juan es el que se menciona en … 1 Juan 5: l9, “Sabemos que somos de Dios, y que todo el mundo yace bajo el poder del maligno.”

Esta es la arena de Satanás por ahora y cada vez que decidas jugar su juego (¿Que es su juego? – rebelión a la autoridad, soberbia, o mentira) terminamos amando este mundo caído pero, cuando Juan dice en el versículo 15 … “ni las cosas que estan en el mundo,” esto es diferente a meramente amar al mundo, las cosas del mundo son los particulares, las evidencias y acciones de mundanalidad.

En el versículo 15 cuando dice, “no améis al mundo,” es la actitud de mundanalidad, cuando él dice, no amar las cosas del mundo, son las acciones de mundanalidad.

Hay muchos llamados Cristianos que no parecen mundanos, ya que mantienen todas las cosas externas que deben y no deben hacer; “Pablo Perfecto.”

Pero su corazón anhela, codicia, envidia y anhela las cosas del mundo, por lo tanto son mundanos. Incluso una actitud que ama al mundo es contra Dios.

Juan continúa diciendo que, “ Si alguno ama al mundo … “ como un patrón continuo de su vida, no son salvos … Porque “el amor del Padre no está en él.”

La Biblia dice que es absolutamente imposible amar a Dios y al mismo tiempo amar el mundo, Jesús nos enseñó la misma verdad que dijo en Mateo 6:24:

“Nadie puede servir a dos señores; porque o aborrecerá a uno y amará al otro, o se apegará a uno y despreciará al otro. No podéis servir a Dios y a las riquezas.”

Y Santiago afirmó la misma verdad cuando dijo en Santiago 4:4:

“¡Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad hacia Dios? Por tanto, el que quiere ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios.”

Aquí está la prueba: Ningún verdadero cristiano puede amar continuamente al mundo y hacer un reclamo bíblico de ser salvo.

Si tienes un llamado amigo cristiano que ama a este sistema mundial caído, lo más amoroso que puedes hacer es decirles con humildad que se ven perdidos y …

Si continúan amando al mundo, están perdidos, no puedes amar a Dios y al mundo como un estilo de vida. Pero, ¿por qué no puedes amar tanto a Dios como al mundo? Los versículos 16 y 17 dan la respuesta. El versículo 16 dice: Aunque Dios creó el mundo, es caído, rebelde, y gobernado por Satanás.

Mira el versículo 16:

“Porque todo lo que hay en el mundo, la pasión de la carne, la pasión de los ojos y la arrogancia de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.”

“Todo lo que hay en el mundo.”

La pasión de la carne (deseos emocionales)

La pasión de los ojos (anhelos terrenales)

La arrogancia de la vida (antojos externos de ser adorado}

Todos son parte del sistema mundial caído y no de Dios.

Todos nuestros deseos emocionales que son independientes de Dios.

Todos los anhelos terrenales de cosas o experiencias, y

Toda la búsqueda del reconocimiento y la realización personal aparte de Dios, no proviene de Dios pero son parte de este sistema malvado caído.

Juan dice que la mundanalidad y Dios se excluyen mutuamente. No hay armonía, trabajando juntos, (literalmente) simpatía, o compañía entre Dios y este mundo; son enemigos, el tema es blanco y negro; solo hay 2 tipos de personas, los que aman al mundo y los que aman a Dios. ¡Espera un minuto! ¿Es eso realmente cierto? ¿No todos los cristianos aman a Dios y aman al mundo? ¿No puede un cristiano amar a Dios y al mundo? ¿No podemos?

La respuesta se encuentra en el versículo 17:

“Y el mundo pasa, y también sus pasiones, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.” Juan está diciendo, el juicio viene.

Esto es muy impopular hoy nos gustan los “pensamientos suaves” de Dios, pero no la rendición de cuentas a Él pero Dios afirma que habrá un día de juicio, un día tendremos que responder por cómo hemos vivido, para el cristiano, es un juicio de recompensa seguido por la vida eterna en el cielo, para los no cristianos, un juicio de castigo seguido por el tormento eterno en el infierno; Toda esta forma de vida como la conocemos, va a terminar, Juan dice que el mundo literalmente se está acabando a sí mismo, como una mala pila, el mundo se está quedando sin jugo y aquellos que lo aman, se quedarán sin tiempo juntos con él pero, dice el versículo 17, el que continuamente está haciendo la voluntad de Dios, participando en el plan de Dios; haciendo lo que Jesús vino a hacer, vivirá para siempre con Dios en la eternidad. El que confía en la perfecta voluntad de Dios como si fuera una ley inquebrantable en comparación con los deseos fugaces de la mundanalidad, ese permanecerá para siempre con Dios y no será condenado con el mundo.

Ahora, si eso es lo que 1 Juan 2: 15-17 significa, entonces, ¿Cuál es su mensaje para nosotros hoy?

# 2 El MENSAJE de la Mundanalidad

Centrémonos ahora en algunas verdades esenciales y pruebas incisivas que se deben tener en cuenta al evaluar su vida a la luz de 1 Juan 2: 15-17 … Si estás abierto al Espíritu de Dios, estas creencias cambiarán radicalmente tu vida; éstas provienen del texto / todas empiezan con “P.”

¿Cuál es el mensaje de 1 Juan 2: 15-17?

1er La Mundanalidad es una PROGRESIÓN

Los verdaderos cristianos están en el mundo, pero nosotros no somos del mundo. Interactuamos con el mundo pero no debemos sumergirnos en el mundo.

Cuando un barco está en el agua, no hay problema, pero cuando el agua está en el barco, tienes problemas. Es bueno que un cristiano esté en el mundo como testigo, pero no es bueno que el mundo esté en el cristiano y  la influencia del mundo en la vida de un cristiano por lo general comienza como una fuga lenta, como una progresión sutil, así como ningún Cristiano tropieza de repente en la inmoralidad, pero muchos pequeños pecados condujeron a ese gran pecado final, de modo que ningún cristiano está cautivado por el mundo de una sola vez, pero muchos pecados pequeños llevan a ello, Así que Chris, ¿cómo puedo prevenirlo? ¿Cómo puedo verificar si voy por el camino mundano?

La biblia nos da algunas pistas …

UNO – No te ENSUCIES por el mundo.

SANTIAGO l: 27 “La religión pura y sin mácula delante de nuestro Dios y Padre es ésta: visitar a los huérfanos y a las viudas en sus aflicciones, y guardarse sin mancha del mundo.”

Por lo general, es así … cosas que solían molestarte como un cristiano más joven, ya no es un gran problema.

Pequeñas mentiras, quejas, descontento, impaciencia, pesimismo, argumentos, miedo, lujuria, televisión inapropiada, voyeurismo en el Internet,  y más.

Oye, piensas, no puedo dejar de pecar de todos modos, ¿por qué intentarlo?

Así que dejas de protegerte de ser manchado por el mundo con esos pecados pequeños, los pecados “aceptables” …Todos ustedes han intentado pintar, estoy hablando del tipo de pintar que es “enrollar las cosas en las paredes”. Si lo has hecho como yo, empiezas teniendo mucho cuidado con el lugar donde va la pintura y donde no, intentas no pintarte en absoluto pero a medida que avanza el día, también lo hace la pintura y, finalmente, llegas al punto donde dejas de preocuparte, ya sea que te pintes o no, me he dicho a mí mismo: “Ni modo, ya es demasiado tarde”. Entonces, no solo, dejas de limpiarlo, sino que dentro de ti hay un deseo secreto de ver cuánto puedes embarrarte, lo enrollas sobre tus brazos y piernas, para ver cómo te ves si eres uno de esos fanáticos del fútbol americano, estar manchado por el mundo es lo mismo … Ves un poco de pecado en tu vida pero dejas de hacer algo al respecto, te dices a ti mismo: “No se puede evitar” o “Es demasiado tarde ahora”, y te manchas,

Si esto continúa sin confesar, Dios nos ama advirtiendo:

DOS – No te conformes a el mundo

Romanos 12: 2 “Y no os adaptéis a este mundo, sino transformaos mediante la renovación de vuestra mente, para que verifiquéis cuál es la voluntad de Dios: lo que es bueno, aceptable y perfecto.”

Te acuerdas de la plastilina, ¿verdad? Lo moldeas en cualquier forma que quieras.

Dios dice que no seas moldeado en el pensamiento y los valores del mundo, no dejes que el mundo te presione en su molde. Verás, una vez que te cubras con suficiente pintura del mundo, no te ves diferente al mundo, no puedes distinguir la diferencia entre tu y un no cristiano, te has conformado, literalmente adoptando e imitando la manera del mundo, no hay nada en ti que haga que la gente piense que eres diferente, ellos no ven a Jesús en ti, solo otra persona como ellos mismos, cubierto de pintura.

Es como el dólar de Susan B. Anthony. ¿Te acuerdas? Parecían a una peseta excepto que tenían una orilla rara, nadie los quería porque seguían confundiendolos con las pesetas, eran inútiles, porque se veían igual, es lo mismo con un cristiano que está conformado a el mundo … Son inútiles para Dios.

Vivimos en un día que presiona a los cristianos a conformarse a la mundanalidad, si pasas de estar manchado a vivir conformado, la Biblia te advierte que puedes ser condenado junto con el resto del mundo caído.

TRES – No seas condenado con el mundo.

1 Corintios 11:32 advierte “Pero cuando somos juzgados, el Señor nos disciplina para que no seamos condenados con el mundo.”

El mundo pasará en juicio y llevará a TODOS los que lo aman, con ello.

Si permaneces conformado al mundo como un estilo de vida, entonces hay una buena posibilidad, estás en camino a muerte eterna en el infierno con el resto del mundo caído.

En otras palabras, de acuerdo con 1 Juan 2: 15-17, si amas continuamente al mundo, entonces estás perdido y serás juzgado con los del mundo caído.

¿Estás progresando hacia el mundo como lo hizo Lot?

¿Recuerdas cómo lo hizo en el libro de Génesis?

Primero-miró hacia Sodoma – deseo de corazón.

Segundo-lanzó la tienda hacia Sodoma – manchado.

Tercero-Se mudó a Sodoma – Conformado

Cuarto-Fue casi condenado con Sodoma.

¿Alguna vez viste la progresión hacia la mundanalidad en el Salmo 1: 1?

“¡Cuán bienaventurado es el hombre que no anda en el consejo de los impíos, ni se detiene en el camino de los pecadores, ni se sienta en la silla de los escarnecedores.”

Convertirse en mundano es una progresión.

Manchandose, no pareciendo diferente (conformado), finalmente, si viviendo mundanamente como un estilo de vida, mostrándose a sí mismos que no son verdaderamente salvos, condenados con el mundo.

Si sigues pareciéndote al mundo, entonces es probable que seas del mundo.

La mundanalidad es una progresión.

2do La Mundanalidad es abandonar a una PERSONA

¿Te fijaste en los versículos 15-17 que Juan compara una relación con nuestro Dios personal, con un anhelo por un sistema caído impersonal v15-El amor del Padre

v16-No es del Padre v17-La Voluntad de Dios

Amar al mundo es hacer 2 cosas;

# 1 es amar un sistema impersonal

# 2 es dar la espalda a un Dios personal

Amar al mundo es ignorar a Dios, ya lo sabes, dices hola el domingo, luego Lo ignóras el resto de la semana., no tienes que desear un coche clásico, conseguir un Mohawk, ver una película con clasificación X o apostar en Las Vegas para ser mundano, sólo … ignorar … a  Dios. Cuando tu relación se convierte en una religión, te conviertes en mundano, cuando adoras con corazon vacio o piensas en  “los hacer y no hacer”, sin amor por Dios es lo suficientemente bueno, te has vuelto mundano. Cualquier cosa en este mundo que no sea Dios puede robarle a tu corazón el amor de Dios, cualquier cosa que no sea Dios puede alejar tu corazón de Dios, un corazón mundano es uno que ha permitido que alguien, algo, o algún deseo, o alguna persona compita por el lugar que le corresponde a Dios como primer amor en todo.

¿Puedes decir con el Salmista 73: 25? “¿A quién tengo yo en los cielos, sino a Ti? Y fuera de Ti, nada deseo en la tierra.”

El corazón libre de la mundanalidad es uno que no desea nada más que a Dios; No posee nada más que a Dios, no persigue nada más que a Dios.

Pero alguien preguntará, ¿quieres decir que no puedo desear la cena, o un trabajo, o mi cónyuge, mis hijos, o un cuerpo sano?

Y la respuesta es NO; ¡A menos que implique un deseo por DIOS!

¿Deseas la cena, porque deseas a Dios?

¿Quieres un trabajo, porque en él servirás a Dios y amarás a Dios?

¿Anhelas un cónyuge, porque esperas amar a Dios a través de tu pareja?

¿Tienes un ojo para Dios en todo lo que deseas?

¿No es eso a lo que 1 Corintios 10:31 nos llama?

“Entonces, ya sea que comáis, que bebáis, o que hagáis cualquier otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios.”

San Agustín capturó el corazón de esta verdad cuando oró al Padre diciendo:

Él te ama demasiado poco, quien ama cualquier cosa junto contigo que ama no por Tu bien.

A menudo pensamos en la mundanalidad como un pecado manifiesto, pero simplemente es ignorar a Dios, somos su creación, por precio hemos sido comprados, fuimos hechos para tener una continua comunión con Él, caminar con Él y disfrutarlo.

Por lo tanto, el primer paso para superar la mundanalidad es ir a Dios regularmente en la palabra y la oración; para restablecer tu relación, cuando te conviertas en su amigo, no serás el amigo del mundo. Si Él no es tu mejor amigo [tu primer amor] entonces alguien o algo más será. ¿Cual es tu primer amor?

Restablece tu relación con Él, mira más allá de la página impresa en el rostro de Cristo.

Encontrarás amor, gozo y paz en su presencia, Él ama la comunión con sus hijos.

¿Has olvidado lo que te estás perdiendo? O Dios es tu pasión o el mundo es.

La mundanalidad es dar la espalda a Dios, la mundanalidad está redefiniendo tu relación con Dios a un conjunto de reglas, mantenidas por miedo, no por amor. Imagina que tu cónyuge se dirige a ti en el almuerzo de hoy diciendo: “Sabes que esto de casados es para el bote de basura, ¿qué tal si tú y yo volvemos a SOLO SER AMIGOS?”

Eso sería horrible, pero no es diferente para un creyente que da la espalda a su Abba Padre. Cuando ignoras a Dios, lo tratas de la misma manera que un cónyuge que ignora a su pareja de matrimonio. Lo que me lleva a hacerte esta pregunta, si el Señor fuera tu cónyuge, ¿qué tan saludable sería tu matrimonio?

3ro La Mundanalidad es una Pasión del corazón

Si un predicador bautista puede hacer que su gente queme sus CDs, videos, cigarrillos o ropa inmoral desagradables, entonces todos se sienten menos mundanos.

Algunos piensan que si aplastas tu televisor, nunca vas al cine o usas internet, serías menos mundano, algunos piensan que si las mujeres solo llevaran vestidos y tuvieran el pelo largo y los hombres tuvieran el pelo corto y solo usaran trajes, entonces todos seríamos menos mundanos, otros creen, si todos conducían coches usados y nunca pedimos dinero prestado, entonces todos seríamos menos mundanos, pero eso no es lo que dice el apóstol Juan … Todas esas cosas son dignas de discusión y pueden ser evidencia de un creyente que ama al mundo.

Pueden indicar un corazón dedicado a la pasión de la carne, la pasión de los ojos y la arrogancia de la vida, pero, no tienes que hacer esas cosas para ser mundano.

Un hombre pulcro con un traje de negocios, conduciendo su Ford a trabajar para una organización caritativa, puede ser más mundano que un tipo vestido de cuero, tatuado, y sin afeitar sobre una moto Harley.

Un voluntario de la iglesia bien vestido puede ser más mundano que un dependiente del seguro social mal vestido.

¿Como puede ser? Pueden no hacer ninguno de los particulares, las acciones externas  que indican mundanalidad, sin embargo, todavía ser mundanos; si tienen emociones, codicias, deseos, imaginaciones y pasiones hacia las cosas de este mundo que se encuentran en su corazón, nadie puede verlo, pero puedes estar lleno de amor por el mundo. Note nuestro texto otra vez …

La palabra para PASIÓN en v. 16 significa deseo fuerte / un problema del corazón.

Es lo que anhelas en tu corazón lo que te hace un amante del mundo. No es lo que haces … ese es solo el resultado. No es lo que haces lo que te hace mundano, eso solo podría ser el resultado de un corazón mundano.

El apóstol Juan dice: Nadie puede verlo, pero puedes estar lleno de amor por el mundo. ¿Que quiero decir? Anhelas placer, fantaseas sobre el pecado, codicias sobre posesiones y te vuelves envidioso de los no salvos.

Gran parte de la mundanalidad es atribuida a lo externo, sin embargo, a veces lo externo no es un indicador en absoluto. Alguien puede parecer mundano o ser rico, pero tener un corazón apasionado solo por Cristo. Lo externo no es el verdadero problema, porque la mundanalidad proviene de un corazón que desea todo lo que no sea menos el Señor primero en todas las cosas.

Observe nuevamente el versículo 16 “Porque todo lo que hay en el mundo, la pasión de la carne, la pasión de los ojos y la arrogancia de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.”

¿Has descubierto cómo estas 3 descripciones de amar al mundo se relacionan entre sí? Los primeros dos, pasión de la carne y pasión de los ojos, se refieren a los deseos de lo que no tenemos y el tercero, la arrogancia de la vida, se refiere al orgullo de lo que tenemos y el mundo es conducido por la pasión por el placer y orgullo por las posesiones y la pasión por el placer se describe de 2 maneras; Porque hay 2 grandes clases de placer: físico y estético; Está la pasión de la carne: placeres corporales, y la pasión de los ojos, placeres estéticos e intelectuales. Juan no es ingenuo, sabe que el mundo no se limita a las compras en Nordstrom. [la familia mueller solo compra francés e italiano; stater frère y hey tar-geto] Existe la pasión de la alcantarilla y la pasión del gourmet. Existe la pasión por el rock duro y la pasión por lo clásico.

1 Juan termina con la orden resonante: “Hijos, ¡GUARDAOS DE LOS ÍDOLOS!”.No importa si son crudos o si se cultivan, cualquier cosa en este mundo que no sea Dios puede robarle el amor para Dios en su corazón, porque la mundanalidad es una pasión interna del corazón.

Padres: ¿quieren saber qué hay en el corazón de su adolescente? No mire cuántos versículos solían saber, no, ahora mire sus deseos actuales; su “quiero-O-metro.”

¿Desean el discipulado o los bailes? Versículos o video G?

¿Con quién quieren pasar el tiempo? El pueblo de Dios o el pueblo del mundo. ¿Aman la biblia y la iglesia? ¿Hablan del sermón o están aburridos de cosas espirituales?

Vs 17 La mundanalidad es un deseo. Si tus deseos se dirigen hacia Dios, esa es una buena señal, si apuntan al mundo, es una mala señal.

4to La Mundanalidad es una PERSPECTIVA equivocada.

El versículo 17 nos recuerda que “el mundo pasa, y también sus pasiones, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.”

Note las palabras “pasa” y “permanece para siempre.”

Una persona que no ama al mundo tiene una perspectiva eterna, el cristiano que no vive para el mundo tiene el cielo en su mente, para la mayoría de nosotros, el problema con una perspectiva eterna, es que se ha eliminado de nuestra vida cotidiana, está separado de la forma en que realmente vivimos.

¿Qué diferencia hace la eternidad para la mayoría de los cristianos?

Hay tanta confusión sobre el futuro … Hay pre- trib, post-trib, medio-trib y pan-trib.

La pan-trib es para aquellos que creen que al final todo saldrá bien.

Hay mucho de qué preocuparse hoy, ¿Por qué preocuparse por el futuro? Pensamos para nosotros mismos …. Tengo un trabajo, una casa, mi cónyuge, mis hijos, mis nietos. Además, tengo jubilación, tareas caseras, amigos y escuela, tengo que vivir mi vida ahora y no preocuparme por la eternidad, la consecuencia de ese tipo de pensamiento es empezamos a ver la vida como meramente 80 años pero el apóstol Juan nos está diciendo que, si no permitimos que la eternidad recorra todos los aspectos de nuestras vidas … nos convertimos en mundanos, vivimos por sentirnos bien, por las posesiones, por ser conocidos, o solo por nuestra familia, nos convertimos en mundanos cuando todos los días no es impactado por la eternidad, también somos muy astutos al respecto. Pensamos para nosotros mismos, si hago estas cosas, entonces Dios me bendecirá ahora, si soy amable con ella ahora, ella me tratará bien más tarde, si trabajo duro ahora, puedo relajarme más tarde. Básicamente sembramos ahora, ¿POR QUÉ? para que podamos cosechar en esta vida y la única diferencia entre el mundo y nosotros es que le pedimos ayuda a Dios. Pero no tenemos una perspectiva eterna, Dios dice que debemos sembrar ahora, para cosechar en la eternidad.

¿Recuerdas lo que dijo Jesús después que el joven rico se alejó de la salvación … porque no estaba dispuesto a dejar sus riquezas?

Los discípulos se preguntaban; Si este hombre no dejó nada por Cristo y nosotros lo dejámos todo por Cristo, ¿hará esto alguna diferencia en la eternidad?

La respuesta de Jesús es sorprendente … en Mateo 19:29, “todo el que haya dejado casas, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o hijos o tierras por mi nombre, recibirá cien veces más, y heredará la vida eterna.”

Tu debes sembrar ahora para cosechar en la eternidad, la próxima vez que intentes averiguar tu valor neto, recuerda todas tus posesiones y bienes son solamente por dos propósitos a los ojos de Dios …Como una herramienta para ser usada para el reino de Dios, para apoyar la obra del evangelio e invertir en la eternidad o todo lo que tienes es una prueba de tu verdadera vida espiritual, donde esté tu tesoro, allí estará también tu corazón. Ni tu dinero, posesiones, ni siquiera tus hijos, son tuyos, todo esto es de Dios, y tu eres simplemente un administrador, la administración es usar todo lo que tengo para los propósitos del Propietario, no acumulando ni acaparamiento, sino desgastando las cosas para el Rey, la administración no es mantener las cosas limpias y sin rastros, es utilizar todos tus recursos para el Maestro, nadie compra acciones en una compañía que está segura de ir a la quiebra, nadie establece una casa en un barco que se hunde, ninguna persona razonable almacena sus objetos de valor donde serán arruinados o robados (donde la polilla y la herrumbre destruyen, y los ladrones penetran.)

Este mundo está desapareciendo … así que los verdaderos cristianos actúan para mantener una perspectiva eterna. Solo 2 cosas son eternas, la gente y la Palabra de Dios. Así que los verdaderos cristianos usan lo que Dios les ha dado para invertir Su Palabra en las personas, nuestra perspectiva hacia nuestras cosas y dinero debe ser eterno; de lo contrario somos mundanos.

5to La Mundanalidad es descuidar tu PROPÓSITO

Nuevamente, mira el versículo 17. “Y el mundo pasa, y también sus pasiones, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.”

Note la frase: “hace la voluntad de Dios.”

Juan no está hablando de la voluntad personal de Dios para nuestras vidas, pero Su voluntad soberana para este planeta.

Entiende, si amas a Dios, amarás lo que Él quiere, es vacío hablar para decir que amas a Dios pero no amas lo que Dios ama, debemos estar enfocados en la voluntad de Dios.

En Juan 4:34, Jesús dice … “Mi comida es hacer la voluntad del que Me envió y llevar a cabo Su obra.”

Y escuche a Juan 17: 14-18 para ver lo que Jesús ora justo antes de ser crucificado.

“Yo les he dado Tu palabra y el mundo los ha odiado, porque no son del mundo, como tampoco Yo soy del mundo. No Te ruego que los saques del mundo, sino que los guardes del maligno. Ellos no son del mundo, como tampoco Yo soy del mundo. Santifícalos en la verdad; Tu palabra es verdad. Como Tú me enviaste al mundo, Yo también los He enviado al mundo.”

La mundanalidad es descuidar la voluntad de Dios. Para los cristianos, la mundanalidad es descuidar el propósito de Dios para nosotros, que es el mismo que el de Cristianos, para dar a conocer a Cristo, para compartir a Cristo con los inconversos y edificar a los santos, para que las personas vengan a Cristo y se vuelvan como Cristo.

Prácticamente, eso significa …

• Tomar 30 segundos con el cajero para compartir el evangelio.

• Es hablar con tu peluquero, estilista o dentista sobre el Señor, ya que los tiene atrapados durante 30 minutos

• Es ayudar a tu familia perdida a comprender que ser un Cristiano no es simplemente no hacer ciertas cosas, sino mostrarles la realidad de Cristo con tus palabras y acciones

• Es haciendo lo único en este mundo que no puedes hacer en el cielo: Compartir las buenas nuevas de Jesucristo con los perdidos. El cristianismo es cumpliendo tu propósito en esta tierra al proclamar a Cristo y si eso no es parte de tu vida, entonces 1 Juan 2:17 dice… tu … eres … mundano.

Dios quiere que sepas que hay un amor que odia.

¿Estás progresando hacia la santidad o la conformidad?

¿Ignoras a la persona de Dios o lo persigues?

¿Es la pasión de tu corazón hacia Dios o el mundo?

¿Vives con una perspectiva celestial o mundana?

¿Estás cumpliendo el Propósito de Dios o el tuyo?

Solía trabajar en un hospital, cuando las visitas pasaban, me dicen que la enfermera les preguntaba a los niños ¿Por qué los médicos siempre se lavan las manos?

Y ella siempre respondía a su pregunta de la misma manera: Porque; les encanta la salud y odian los gérmenes.

Es lo mismo con los cristianos …

Amamos a Dios y odiamos el malvado sistema mundial que excluye a Dios.

Como dice Romanos 12: 9 “aborreciendo lo malo, aplicándoos a lo bueno.”

Algunos de ustedes tal vez dicen: “No siento mucho amor para Dios ahora mismo.”

Hay 2 razones posibles para eso.

1) Una posibilidad es que no eres nacido de nuevo.

Es posible que seas un cristiano cultural o hereditario.

Te llamas a ti mismo cristiano porque esa es tu cultura o tu familia … Pero nunca has experimentado un cambio profundo en tu naturaleza interior por el poder del Espíritu Santo que cambia tu naturaleza tan dramáticamente que Romanos 5: 5 garantiza que el AMOR de Dios ha sido derramado en nuestros corazónes.

Y 2 Timoteo 3: 1-5 advierte, los últimos días serán difíciles. ¿Por qué? Porque “los hombres serán amadores de sí mismos, avaros, amadores de los placeres en vez de amadores de Dios; teniendo apariencia de piedad, pero habiendo negado Su poder.”

Hoy, puedes esperar que haya muchos feligreses religiosos que no saben nada del nuevo nacimiento ni de un amor genuino por Dios.

Si eso te describe, clama a Cristo para que abra tus ojos para conocer a DIOS. Debes rogar a Dios que saque tu corazón de piedra y te dé un corazón de carne para que puedas amar a Dios con toda tu vida. Busca abandonar todos los pecados conocidos hasta que Cristo brille tan brillante en tu vida que Él es irresistiblemente atractivo e intercambias TODO lo que tú eres por todo lo que Él es en adoración y  no dejes de seguir a Cristo hasta que hayas nacido en una vida completamente nueva. Jeremías 29:13 “Me buscaréis y Me encontraréis, cuando Me busquéis de todo corazón.”

2) La otra posibilidad de no sentir mucho amor para Dios ahora mismo es esta; eres verdaderamente salvo, pero tu amor por Dios simplemente se ha enfriado, has probado lo que significa tener un corazón para Dios …Pero esta mañana la mecha está a fuego lento. y la receta para tu enfermedad no es muy diferente a la de los no cristianos, el mismo Espíritu que engendra vida, también nutre la vida, la misma Palabra que enciende el fuego del amor, también reaviva el amor, el mismo Cristo que una vez te sacó de la oscuridad a su maravillosa luz, puede quitarte las partes oscuras de tu alma, así que ríndete al Espíritu Santo., sumérgete en la Palabra de Dios, no te contentes con nada más que con el amor apasionado por Cristo en todas las cosas, entonces encontrarás que tu amor por este mundo se volverá extrañamente tenue, a la luz de Su gloria y gracia.

Y para aquellos de ustedes que aman este mundo y no quieren a Cristo en este momento, déjame concluir con esta última historia …

La Mosca Humana, y experto escalador de roca, ahora convertido en artista, viajaba a una ciudad y conquistaba el edificio más alto subiéndolo por fuera, el atraía a una multitud al comenzar su ascenso cuando la gente llegaba al trabajo.

En una ocasión, miles de personas se habían reunido durante la hora de almuerzo para verlo subir un edificio, mientras observaban, la multitud comenzó a darse cuenta de que el escalador había dejado de progresar, lo observaron ir a la izquierda, luego a la derecha, pero no parecía poder superar una cornisa que salía del edificio a varios cientos de pies de altura, finalmente, mientras lo observaban, parecía como si se hubiera dado cuenta de lo que iba a hacer, la multitud lo vio estirarse para alcanzar algo en la cornisa por encima de él, no pudiendo alcanzarla, observaron que el escalador saltaba para agarrar el objeto invisible, luego, para su horror, lo observaron caer a su muerte.

Antes de llevarse el cadáver, el examinador abrió el puño cerrado del escalador, y allí, en la mano del artista … había una telaraña polvorienta, mientras subía, el objeto de apariencia sólida parecía lo suficientemente firme como para arriesgar su vida, pero terminó siendo solo una telaraña frágil cubierta de polvo, aquellos de ustedes que viven para el mundo se están agarrando de promesas vacías como telarañas polvorientas, no es un tonto quien pierde lo que no puede ganar para ganar lo que no puede perder, al apartarte de su pecado y seguir a Cristo, tendrás perdón, vida abundante ahora y vida eterna para siempre.

About Chris Mueller

Chris is the teaching pastor at Faith Bible Church - Murrieta.

Leave a Comment